Una gama completa de tratamientos dentales

Apostamos por la calidad y precisión de los tratamientos con el mejor grupo de doctores especializados en cada una de las áreas de la odontología buscando la mejor solución para cada paciente.

ESTÉTICA DENTAL

Para lograr una sonrisa hermosa, atractiva y uniforme es necesario conseguir una correcta alineación, posición, forma y color de los dientes sin olvidar la importancia de las encías.

Nuestros tratamientos en estética dental son:

Fundas Dentales

 

Cuando un diente está excesivamente dañado la colocación de una funda o corona dental es la mejor solución. Una vez lijado y alisado del diente donde se va a colocar la funda definitiva, el odontólogo tomará la medida y se colocará una funda temporal hasta que la definitiva esté lista.

 

Carillas Estéticas

 

Las carillas estéticas se colocan en la parte frontal del diente para alinear o restaurar el color natural del diente, corregir dientes fracturados, manchados, desgastados o con una separación anormal. Este sencillo procedimiento que se realiza en dos sesiones mejorará notablemente la imagen de tu sonrisa.

 

Blanqueamientos

 

Un blanqueamiento se realiza para eliminar manchas y conseguir una tonalidad más blanca y brillante. Este sencillo procedimiento se puede realizar en una sola sesión en clínica, también es posible realizarlo en casa o una combinación de ambas opciones.

 

Ortodoncia

 

El tratamiento de ortodoncia es de vital importancia para corregir los defectos y las irregularidades de las posiciones de los dientes.

Periodoncia Estética

 

En los casos en que los dientes tienen un tamaño pequeño en relación con la cantidad de encía que se muestra en la sonrisa el tratamiento de periodoncia nos garantiza unos fantásticos resultados. Gracias a una simetría de la imagen gingival conseguiremos cambiar la imagen de tu sonrisa notablemente.

ORTODONCIA

Los tratamientos de ortodoncia tienen la ventaja de proporcionarnos una boca sana, una mejor sonrisa y la posibilidad de mantener los dientes toda la vida.

La ortodoncia es de vital importancia tanto para niños como para adultos. Para reestablecer el equilibrio de la boca y de la cara se necesita una correcta alineación de los dientes y una mordida adecuada evitando así futuros problemas de masticación y el posible desgaste de los dientes. Cuando los dientes están incorrectamente posicionados o la mordida es incorrecta se corre el riesgo de posibles formaciones de caries y enfermedades periodontales. También es muy común la tensión extra que ocasionan dichos problemas como dolor de cabeza, espalda, cuello y hombros.

Aparatología Funcional Removible

Esta aparatología se la usa en pacientes que aún no han terminado su desarrollo, apunta a modificar la estructura ósea guiándola en su crecimiento.

Aparatología Funcional Fija

Es la ortodoncia para los aparatos terapéuticos adheridos de manera temporal a los dientes para corregir anomalías de posición dentaria o de los maxilares. No puede sacarse, ya que va pegada a la superficie del diente.

null

Metálicos

A lo largo de los años los brackets metálicos han sido el sistema de ortodoncia más utilizado y el más conocido. A pesar de las continuas innovaciones en el campo de la odontología, siguen siendo la opción más usada debido a su gran versatilidad y por ser la opción más económica.

null

Estéticos

Los brackets estéticos son aparatos fijos. Se cementan en los dientes y su función es la de alinear los dientes, corregir oclusiones y mordidas y ofrecer mejoras estéticas. Se producen con materiales que los hacen casi imperceptibles a la vista y quedan disimulados.

null

Invisalign

Es la mejor opción estéticamente hablando, pero además ofrece mucha más comodidad ya que permite ingerir alimentos sin tener que llevar la ortodoncia clásica. Al ser removible facilita la realización de una buena higiene dental.

null

Lingual

La ortodoncia lingual permite la alineación de los dientes sin que el aparato sea percibido desde el exterior, ya que los brackets se colocan en la cara interior de los dientes. De esta forma la cara exterior de los dientes queda completamente libre.

PERIODONCIA

Esta especialidad odontológica estudia la prevención, el diagnóstico y posterior tratamiento de las enfermedades o molestias que tengan lugar alrededor de los dientes o en los huesos que soportan los mismos. Las enfermedades periodontales pueden variar desde una simple inflamación de las encías hasta una enfermedad grave que puede dañar los tejidos blandos y los huesos que sostienen los dientes. Cuando la placa no se elimina, se endurece y forma unos depósitos llamados “sarro” o “tártaro”, que el simple cepillado no puede remover. Solamente una limpieza profesional hecha por un dentista o higienista dental puede eliminar el sarro.

Las enfermedades periodontales más comunes: Gingivitis y Periodontitis.

 

Gingivitis:

Mientras más tiempo permanezcan la placa y el sarro sobre los dientes, más daño pueden hacer. Las bacterias causan una inflamación de las encías que se llama “gingivitis”. Si una persona tiene gingivitis, las encías se enrojecen, se inflaman y sangran fácilmente. La gingivitis es una forma leve de enfermedad de las encías que, por lo general, puede curarse con el cepillado y el uso de la seda dental a diario, además de una limpieza periódica por un dentista o higienista dental. Esta forma de enfermedad periodontal no ocasiona pérdida del hueso ni del tejido que sostiene los dientes.

 

Periodontitis:

Cuando la gingivitis no se trata debidamente, puede convertirse en “periodontitis”. Esto quiere decir “inflamación alrededor del diente” las encías se alejan de los dientes y forman espacios o bolsas que se infectan, esta es una enfermedad inflamatoria crónica que afecta a los tejidos, ligamentos y huesos que forman y rodean la base de los dientes. Cuando la periodontitis no se trata debidamente, los huesos, las encías y los tejidos que sostienen los dientes se destruyen. De no ser correctamente tratada podrían dañarse gravemente las estructuras óseas. Si las enfermedades de las encías no se tratan a tiempo, los dientes pueden aflojarse y caerse.

Los principales factores desencadenantes de esta enfermedad son los siguientes:

  • Mala o insuficiente higiene dental (la higiene dental es crucial para evitar la formación de sarro)
  • Consumo de tabaco (el tabaco acelera la formación de sarro)
  • Tipos de bacterias que se alojan en nuestra boca
  • Factores genéticos.
REHABILITACIÓN ORAL

La parte de la odontología encargada de la restauración es la rehabilitación oral.

 

Es necesaria una rehabilitación oral en todos aquellos pacientes que han sido sometidos a una endodoncia, han perdido una pieza dental o han sufrido alguna fractura. También se realiza cuando uno o varios dientes están desgastados. Se le llama rehabilitación oral a todo el plan de diagnóstico y tratamiento que pueda devolver la funcionalidad y estética al paciente, además se establece una estrecha relación con las demás disciplinas de la odontología, como periodoncia, endodoncia y ortodoncia. Las técnicas actuales de odontología permiten realizar estos tratamientos de restauración de la boca mediante prótesis fija o en la mayoría de los casos mediante implantes dentales con los que se evita la utilización de prótesis removibles que suelen ser incómodas.

 

Estos tratamientos requieren de un especialista en rehabilitación para planificar y realizar el tratamiento, y así́ nuevamente, devolver las funciones orales de masticación y estética a las personas que lo necesitan.

IMPLANTOLOGÍA

La implantología es la disciplina odontológica que se encarga de reemplazar los dientes perdidos mediante la colocación quirúrgica de implantes dentales en el hueso maxilar o mandibular. Es una intervención que mayoritariamente se realiza con anestesia local. Los implantes dentales simulan los dientes naturales del paciente manteniendo la funcionalidad y mejorando la estética. Para recuperar las funciones masticatorias es necesario el diseño de rehabilitaciones protésicas que se adaptan sobre el implante.

 

En función del diagnóstico y plan de tratamiento individualizado de cada paciente se escoge el implante adecuado. Los dientes perdidos, sin importar la causa, provocan en la mayoría de los casos un desequilibrio en la funcionalidad masticatoria. Actualmente, en el área de la implantología se trabaja con materiales altamente biocompatibles con el cuerpo humano como es el caso del titanio que permite una correcta osteointegración y admite reemplazar con gran eficacia el diente perdido. Si el caso lo requiere, el cirujano puede colocar un implante de carga inmediata que consiste en colocar al mismo tiempo el implante y la prótesis, todo en la misma intervención.

 

Con una correcta higiene y las revisiones necesarias, los implantes dentales permiten unos resultados inmejorables que pueden durar toda la vida, que sin duda suponen una inversión a largo plazo que repercute directamente en la calidad de vida de nuestros pacientes.

ODONTOLOGÍA PREVENTIVA

La odontología preventiva se encarga de prevenir, cualquier enfermedad, infección, desgaste o rotura realizando revisiones periódicamente de la cavidad oral y los hábitos del paciente detectando así cualquier posible señal de alarma. Evitar o reducir las caries dentales y los problemas periodontales es lo más importante ya que son las principales causas de pérdidas dentales.

 

Para poder llevar a cabo una odontología correcta, es necesario acudir a la consulta dental cada 6 meses aproximadamente dependiendo de cada paciente y de sus hábitos de higiene. Con la odontología preventiva ayudaremos al paciente a conseguir una mejora en sus hábitos favoreciendo así una adecuada salud oral.

Los objetivos de la odontología preventiva son disminuir los factores de riesgo causantes de problemas dentales, así como prevenir y evitar la aparición de diferentes enfermedades.  En el caso de detectar algún problema el profesional ofrecerá un adecuado diagnóstico para controlar la enfermedad o afección.

 

Procedimientos a realizar por el odontólogo:

  • Control de placa dentobacteriana

  • Aplicación de diferentes métodos preventivos, entre ellos uso de fluoruro en distintos medios.

  • Aplicación de pruebas para valorar actividad de caries.

  • Educación y enseñanza para el paciente.

  • Seguimiento o control con frecuencia definida por el odontólogo.

 

Es por ello de vital importancia el papel activo del paciente, que deberá preocuparse por mantener una higiene bucodental óptima.

Nuestros especialistas de Barcelona Dental aplican una odontología preventiva desde el primer momento que conocen a sus pacientes con un plan de asesoramiento y atención personalizado.

ODONTOPEDIATRÍA

Los Odontopediatras ofrecen prevención y tratamiento dental a niñas y niños desde la infancia hasta la adolescencia. Nuestros especialistas en salud dental infantil tienen muy en cuenta la necesidad especial que tiene el trato con los más pequeños. Nuestra prioridad es siempre el bienestar de los pacientes, por eso pensamos que es necesario crear un ambiente de confianza y conseguir que vuestro hijo tenga una buena experiencia ya que así lograremos que las futuras intervenciones sean positivas y no supongan ningún problema.

 

La Sociedad Española de Odontopediatría recomienda realizar la primera visita en torno al primer año de vida, para evitar futuros problemas bucales. En esta primera cita, el odontopediatra llevará a cabo una revisión de los dientes, las encías y la mandíbula para comprobar si existe algún problema. Además, nos ofrecerá información sobre la higiene bucal, la alimentación y algunos hábitos, como el uso del chupete, en el caso de los más pequeños de la casa. En caso de no apreciarse ninguna anomalía se recomendará un control anual.

Las revisiones y los tratamientos deben adaptarse a la conducta y a la edad del niño o de la niña. Una vez alcanzados los cinco años de edad y hasta finalizar el proceso de cambio de dientes de leche, se recomendará una visita cada seis meses. Es a esta edad cuando podría ser posible diagnosticar los problemas de crecimiento de los maxilares, por lo que se podría poner en marcha un tratamiento restaurador temprano o de ortodoncia removible. En el caso de aquellos niños que todavía no hayan visitado al odontopediatra, aconsejamos una visita al ortodoncista antes de los 6 años ya que es a esta edad cuando erupcionan los primeros molares definitivos superiores e inferiores.

Es de vital importancia cuidar la boca de nuestros hijos desde una edad muy temprana con el fin de inculcarles la necesidad de mantener una buena higiene bucal y de acudir al dentista con frecuencia.

CIRUGÍA ORAL

Es una especialidad de la odontología que engloba la prevención, el estudio, tratamiento y rehabilitación de cualquier afectación que pueda tener lugar en la boca. La cirugía oral es la opción de elección a la hora de resolver problemas tan comunes como son: extracción de piezas, extirpación de lesiones, implantes dentarios, cirugía preprotésica. La cirugía oral comprende todas aquellas intervenciones que tienen lugar en la boca (cavidad oral), generalmente bajo anestesia local.

Es una especialidad de la odontología que engloba la prevención, el estudio, tratamiento y rehabilitación de cualquier afectación que pueda tener lugar en la boca. La cirugía oral es la opción de elección a la hora de resolver problemas tan comunes como son: extracción de piezas, extirpación de lesiones, implantes dentarios, cirugía preprotésica. La cirugía oral comprende todas aquellas intervenciones que tienen lugar en la boca (cavidad oral), generalmente bajo anestesia local.

 

Cirugía preprotésica: son intervenciones quirúrgicas que se realizan en pacientes antes de la colocación de una prótesis o para reajustar una antigua. Se basan principalmente en retoques de la encía o del hueso maxilar o mandibular, con el fin de conseguir una mejor adaptación de la prótesis.

 

Cirugía de los frenillos: Los niños sufren a menudo problemas con los frenillos, tanto lingual como labial, que comportan patologías del habla, malposición o movilización de dientes o dificultad para la correcta ubicación de los dientes en la arcada dentaria. Mediante pequeñas intervenciones quirúrgicas de muy corta duración, y con anestesia local, se solucionan problemas que podrían provocar problemas de malposición dental y de fonación en la edad adulta.

 

Cirugía periapical: A veces, los dientes endodonciados presentan infecciones en el extremo de la raíz. Mediante la técnica de apicectomía, es posible muchas veces neutralizar esta infección y salvar la pieza.

 

Exodoncia: Es uno de los procedimientos más frecuentes en la cirugía oral. Consiste en la extracción de una pieza dental. Los motivos por los cuales se acaba requiriendo esta intervención son diversos. Se deben a la presencia de caries, enfermedades periodontales, traumatismos, tratamientos protésicos u ortodóncicos. Las exodoncias se pueden llevar a cabo de varias formas dependiendo de la afectación del paciente y sus necesidades.

 

Existen dos mecanismos de extracción:

  • Extracción simple: Esta extracción es la que se realiza a aquellas piezas que ya están erupcionadas (visibles) es un procedimiento sencillo que habitualmente se realiza en poco tiempo, siempre con anestesia local.
  • Extracción quirúrgica: Esta intervención es un poco más compleja que la anterior y es la que se realiza cuando un diente se rompe en la encía (extracción de raíces, la corona está dañada) o, directamente, no nace. Para ello, es necesario realizar una incisión en la encía para así poder retirar la pieza dental.
ENDODONCIA

Se llama endodoncia, al conjunto de posibles tratamientos de la patología del tejido pulpar o “nervio” de los dientes debidos a diferentes causas, como por ejemplo la caries profundas o traumatismos dentales. Estos tratamientos pueden ser:

Protección pulpar: tratamiento realizado mediante un “empaste” provisional que pretende la recuperación conservadora de los daños pulpares todavía no irreversibles.

Recubrimiento pulpar: un aislamiento medicamentoso debajo de las obturaciones o empastes cuando la pulpa o “nervio” ha quedado expuesto durante la eliminación de la caries, tallado de un diente o traumatismo dental.

Pulpotomía: eliminación parcial superficial de la pulpa, seguida de una cobertura de la herida a la entrada de la raíz con sustancias medicamentosas.

Pulpectomía: eliminación total de dicha pulpa, seguida por una desinfección, instrumentación y relleno u obturación del sistema radicular donde se encontraba dicha pulpa (tratamiento de conductos). Puede ser realizada mediante distintos procedimientos (manuales y/o mecánicos) y diversos materiales y técnicas de sellado o relleno.

Apicoformación: que consiste en el tratamiento de dientes inmaduros de personas jóvenes que han sufrido caries o traumatismos, pero que su raíz no ha terminado de formarse y su extremo apical está abierto. Se realiza con materiales bioactivos que facilitan la creación de una barrera apical.

Apicéctomia: es una endodoncia quirúrgica o cirugía endodóntica, coloquialmente se conoce como apicectomía y el tratamiento se realiza a través de una incisión en la encía y se repara la zona afectada de la raíz con un sellado especial apropiado, estando indicada en los casos donde el tratamiento a través de la corona no es posible.

Finalidad

También es importante, para entender qué es la endodoncia, saber que su finalidad es poder conservar funcionalmente un diente y los tejidos que le rodean incluido el hueso, cuya pulpa está dañada, por caries, traumatismos u otras patologías.

La alternativa es la pérdida del diente con las consecuencias que esto conlleva, la alteración de la funcionalidad de la boca o la perdida de hueso, por ejemplo.